Aries & Acuario2019-04-01T18:08:04+00:00
Aries

Aries

&

Acuario

Compatibilidad de pareja

SI ERES ARIES……Y TU PAREJA ACUARIO

Compartiréis casi todo lo que os puede ofrecer la vida: un mar de sueños, unas metas comunes, y una visión del mundo en el que os daréis cuenta de que todo está en él para que vosotros los exploréis. Seréis unos maravillosos e inseparables compañeros en cuerpo y alma. Seréis capaces de crear en torno a vosotros un mundo en el que sólo viváis vosotros y en el que podáis hablar de todo de una forma abierta y sincera. Pero no todo va a ser bueno, pues en el amor hay una de cal y otra de arena, y vosotros también tenéis vuestras diferencias. Tú no dudarás ni un momento en lanzarte a nuevas experiencias, mientras que a Acuario lo que le importará es disfrutarlas al máximo. Deberás tener un poco de cuidado con el distanciamiento de tu Acuario porque puede ser capaz de enfriar tu cálida pasión. Ambos tendréis que tener muy claro que dejar un poco de libertad a la persona que tenéis al lado no significa que no la queráis.

Si queréis entender vuestro grado de compatibilidad de pareja más a fondo, os aconsejo solicitar el Estudio personalizado de Compatibilidad, algo que en Astrología se conoce con el nombre de Sinastria (= con los astros). Se requiere el permiso de ambas partes.

Compatibilidad de padres e hijos

ARIES CON PADRE O MADRE ACUARIO

Tu padre admirará tu espíritu idealista, sobre todo, tu manera de poner en acción las grandes ideas que tienes en tu portentosa cabeza. Los dos compartiréis discusiones vitales sobre temas que os interesan mucho a ambos, pero deberíais evitar dejaros llevar demasiado por el entusiasmo. Tu padre nativo del signo del carnero deberá mantenerse firme y enérgico contigo, es decir, imponerte una mínima disciplina, pero sin llegar a ser violento e implacable. Tu padre tendrá que aceptar que eres una persona que en alguna ocasión actúas de una forma un tanto excéntrica, pero también tendrá que resistir la tentación de convertirte en alguien formal que se ate a las convenciones establecidas, porque de este modo dejarías de perder tu natural encanto. Tu madre te quiere tanto por que te muestras un poquito rebelde, por estar adelantado a tu época y por ser un explorador pionero. Desde muy pequeño te encantará que tu madre te trate como un adulto.